Transformación Digital

Lo que diría Steve Jobs de la Transformación Digital

Lo que diría Steve Jobs de la Transformación Digital

Leyendo sobre Transformación Digital, se me vino a la cabeza la idea de si Steve Jobs viviera qué diría sobre el tema.

Investigando, tuve la fortuna de encontrarme con La Entrevista Perdida de Steve Jobs (1995) y  pude ver cómo él entendía la tendencia de la industria de la tecnología en ese momento y qué entendía por innovación. Luego comparé su discurso con lo que diría 15 años después, en 2010, en D8 Conference, y no pude evitar volver a ver su famoso discurso de 2005 en la universidad de Stanford.

Para tratar de descubrir lo que pensaría Steve Jobs sobre la transformación digital voy a dividir en cuatro apartados este artículo. Primero, mencionaré la capacidad de asombro para crear algo o emprender una idea negocio. Segundo, hablaré sobre la flexibilidad para adaptarse al cambio e ingresar a una nueva cultura que implica incluso aprender un nuevo lenguaje (porque la transformación digital tiene lenguaje que le es propio). Tercero, me enfocaré en cómo la innovación es la posibilidad para potenciar las capacidades innatas del ser humano, y por último, resaltaré el trabajo colaborativo, porque cualquier idea exitosa es el resultado de jugar en equipo.

Transformación digital

La transformación digital es la tendencia actual en la cual los negocios tradicionales están haciendo una migración hacia lo digital; los procesos, la forma de hacer negociaciones, las competencias de las personas involucradas, desde áreas directivas, pasando por toda la organización, incluyendo los productos y servicios, están optimizando procesos, ahorrando recursos, encontrando nuevas maneras de hacer la cosas, integrando tecnologías que hacen que el negocio sea más eficiente, productivo y mejor.

Para James Bilefield(2016) Senior advisor de McKinsey más que hablar de transformación digital, hay que hablar de transformación de los negocios. Porque hay muchas cosas que cambiar en la manera como se han estado desarrollando los negocios tradicionales.

Capacidad de asombro

Para Jobs el éxito de un producto o servicio dentro de una nueva tendencia digital estaría en la capacidad de asombro. Steve Jobs cuenta que a la edad de 15 años se asombró al ver en una revista a un personaje llamado Capitán Crunch, quien podía hacer llamadas gratis. Jobs and Steve Wozniak, su amigo de adolescencia, luego de leer la historia, investigaron y encontraron en una biblioteca una revista de AT&T que contaba cuál sería el desarrollo técnico para hacerlo. Llevados por la emoción que da la curiosidad, hicieron una “cajita mágica” (blue box), para empezar a hacer llamadas gratis por diversión. Pero ese experimento los llevó a concluir algo que sería determinante en la manera como Steve haría negocios posteriormente con Apple y las otras compañías que fundó: “descubrimos que con algo muy pequeño se podían dominar una infraestructura muy grande como la infraestructura telefónica de AT&T y llamar gratis”. Con algo muy simple que habían creado podían dominar una infraestructura que movía billones de dólares.

Flexibilidad para el cambio a la cultura digital

Pero una de las cosas que más se complica a la hora de hablar de Transformación Digital es la disposición al cambio para quienes están en las compañías, negocios u organizaciones. James Bilefield(2016) dice que en su experiencia como consultor en Mckinsey lo que más ha identificado es la resistencia al cambio por parte de todos al interior de la empresa, empezando por quienes las dirigen. Él calcula que Sólo 4% de los directivos en Europa tienen las competencias digitales, en Asia el porcentaje es menor, y está por debajo del 25% en EEUU.

La transformación digital implica un cambio incluso del lenguaje al interior de la empresa, de los procesos, alrededor del producto o servicio. Por eso uno de los grandes desafíos que las compañías tradicionales enfrentan es retar, motivar, y capacitar a los directivos para la transformación digital, y que estén listo para enfrentarse a la nueva tendencia, asegura James Bilefield.

Para entender cómo veía Jobs la necesidad de adaptarse al cambio, en 2010 cuando le preguntaron si la Tablet iba a reemplazar al PC. Para responder, usó la siguiente analogía. Cuando EEUU era una nación agraria todos usaban camiones porque era lo que se necesitaba en ese momento en las fincas. Pero cuando los carros empezaron a usarse en los centros urbanos y los americanos empezaron a moverse a esas zonas urbanas, entonces los carros para zonas urbanas se hicieron populares, también lo hicieron innovaciones como la transmisión automática y la dirección asistida, y otras cosas que no importaban cuando se usaban camiones. Sin embargo, aún sigue habiendo camiones en las calles porque aún se necesita transportar cosas. Por eso los PC (laptops, computadores de escritorio) seguirán de la misma manera que hay camiones, aún tendrán valor, pero sólo van a ser usados por cierto tipo de personas.

Pero esa transición hacia la Tablet no va ser fácil para personas como tú y yo –le decía Jobs al periodista- que usamos PCs, porque hemos usado la laptop por muchos años y nuestra vida se mueve alrededor de ella.

¿Pero si incomoda tanto, por qué es mejor el cambio, por qué pasar del PC a la Tablet o de un modelo de negocios tradicional a uno basado en tecnología?

La forma como Jobs lo resolvería sería respondiendo por qué es mejor el Ipad. El Ipad permite una relación más directa e íntima con el internet, con el contenido multimedia, con las aplicaciones, es como si algo intermedio (por ejemplo el teclado) fuera quitado para profundizar en esa relación directa con el dispositivo; lo que permite moverla de un lado para el otro, no hay cables que limiten al usuario a estar en un mismo lugar. Además, se puede disfrutar de más de 10 horas de batería. Por ejemplo, mi pc, que es una excelente máquina que mueve gráficos, tiene un pequeño problema: si lo desconecto de la toma corriente se apaga por completo, algo realmente frustrante (cambiarle la batería no serviría de mucho porque por las características del equipo sólo dura una hora). Con la Tablet se pude jugar con mucho contenido multimedia y videojuegos. Leer un libro en una Tablet es algo muy cómodo, o ver una película en medio de las cobijas, es algo que hacerlo con el PC resulta a la larga incómodo. Ese tipo de cosas que se pueden hacer con la Tablet Steve las describía como mágicas. ¿Por qué mágicas?, porque son cosas que sorprenden, son cosas que no teníamos antes, que nos permiten hacer lo que no hacíamos antes, que nos abren la mente a nuevas posibilidades, en últimas, son novedosas.

Una nueva tecnología como lo fue la Tablet también se convirtió en una oportunidad para los desarrolladores porque se pudieron hacer millones de Apps. De igual forma la trasformación digital permitirá hacer otro tipo de negocios e innovaciones alrededor de ese nuevo ecosistema, de ese nuevo universo de posibilidades que se está creando ante nuestros ojos.

Las tendencias de la transformación digital 2016, 2017 y 2018

Antes de hablar de cómo se requiere un equipo para desarrollar cualquier idea. Voy a mencionar algunas tendencias o palabras que son propias del lenguaje de la trasformación digital: Big Data, Smart machine, manejo del cliente (asegurar la experiencia del cliente recordando que los empleados también son clientes), inteligencia artificial, analytics, cloud y tecnologías SaaS Daniel Newman (2017).

Para el caso de la educación, en los Learning Mangament Systems (LMS), en esta nueva onda digital, hay que trabajar con realidad virtualrealidad aumentadagamificación y xAPI o TIN Can API, que permite llevar una analítica de todo el proceso de aprendizaje, de lo que está experimentando mientras aprende. Contrario a lo que pasaba con el formato anterior, SCORM, que ya estaba estandarizado para medir ciertos aspectos. Con Tin Can API es posible configurar lo que se quiere medir según sea las necesidades del aprendizaje, dando la oportunidad de que la experiencia de conocimiento para el estudiante sea mejorada y se adapte a sus necesidades.

La transformación digital no es sólo tecnología, se trata de identificar los intereses del negocio, y aplicarles todo el poder tecnológico con que hoy día cuenta el mundo, y ver qué de esa oferta de aplicaciones, software, sistemas de información, plataformas y soluciones de IT se puede traer al contexto en donde estemos trabajando para mejorarlo. Teniendo en cuenta que se requiere de velocidad en la innovación, abrirse al trabajo remoto y a nuevas formas de hacer las cosas. Sin olvidar que cada vez es más una realidad el Internet de las Cosas (IoT).

El trabajo en equipo

Las grandes ideas se desarrollan en equipo (el trabajo colaborativo). Jobs narra una anécdota que vivió con un anciano de su barrio quién había hecho una máquina con un tarro de café, la cual consistía en hacer girar el tarro con un sistema mecánico básico y rudimentario. Un día el viejo invitó a Steve a su casa para mostrarle la máquina. También recogieron piedras de la calle y las echaron dentro del tarro con polvo de arena y lo pusieron a girar toda la noche. Al otro día, cuando Steve volvió a la casa del viejo, y miraron dentro del tarro, las piedras comunes se habían convertido en muy lisas y hermosas; se convirtieron en algo que las hacía lucir diferente. Pero eso había ocurrido por el choque constante unas con otras.

Para Steve lo que había pasado con esas piedras era otra analogía de lo que pasa al interior de un equipo de trabajo, en su caso, se referías a los que desarrollaron el Macintosh. Es cuando los argumentos de unos se enfrentan a los de los otros en la búsqueda de la solución de un problema. A veces puede haber diferencias, peros esos choques y desacuerdos pulen las ideas y generan productos y servicios únicos, que se diferencian de los productos y servicios que ya hay. Eso también muestra que el éxito está en el trabajo en equipo, y supone que no importa quién tenga  la razón, así se trate del CEO, lo único que importa es el éxito.

La Innovación para Jobs

Steve Jobs vio un programa en la Scientific America donde se medían la eficiencia locomotora de varias especies en el planeta, la cantidad de energía que gastaba en moverse de un lado al otro. Se estudiaron pájaros, chimpancés, osos y otros animales. Cuántas calorías gastaban moviéndose de un punto A un punto B, y eso también fue comparado con los humanos. El estudio encontró que el cóndor era el más eficiente, gastando menos energía moviéndose durante un kilómetro. Pero a alguien se le ocurrió ponerle una bicicleta al humano y logró ser más eficiente que el cóndor, lo sobrepasó por completo. Eso fue determinante para Jobs, porque la computadora y el desarrollo de software se iban a convertir en las bicicletas para la mente humana, que pueden ampliar nuestras habilidades innatas. Sobra decir que la transformación digital es la bicicleta para los negocios tradicionales y los del futuro.

Asumir la transformación digital es algo que no podemos evitar, sea a nivel profesional o corporativo, pese a que cueste entrar en esta nueva cultura, al final estaremos inmersos en un universo de posibilidades que nos darán muchas ventajas competitivas como personas o como empresas. No hacerlo, es quedarnos en el pasado y arriesgarnos a ser sacados del juego. Por ahí dicen que el que no evoluciona (avanza) necesariamente involuciona (retrocede). ¿Qué opinan ustedes?

*Imagen descargada de forma gratuita de http://www.shutterstock.com/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .